domingo, 22 de febrero de 2009

Macbeth...

Macbeth hace una trayectoria muy humana. Un soñador que se deja llevar por la fe en unas palabras. Quizá el hecho de confiar en un destino determinado, haga que luchemos contra viento y marea. Esa seguridad es la que mueve, lo que se llamaría tener fe.

Pero…le pierde el querer adelantarse a los acontecimientos. A muchos nos pierde la impaciencia, y las cosas vienen por si mismas, sin forzarlas como hizo él.


Forzar las cosas dio lugar a una serie de errores muy serios. Es muy triste querer conseguir algo a costa de lo que sea. Tirar todo lo que esté por medio con tal de conseguir un fin. Macbeth, aunque terminó sólo, consiguió lo que deseaba; pero no siempre es así. A él le quedaría una conciencia intranquila. A otros les queda la conciencia tocada, y el vacío en sus manos.


Creo que no merece la pena hacer daño por un deseo.


Sakkarah



Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...