jueves, 5 de marzo de 2009

Cuento antiguo.


Llegó a casa, estaba feliz, en la cabeza le bullían mil propósitos. Prendida de un sueño, intentaba ser una hormiguita arrimando ilusiones.

Al abrir la puerta, ya su corazón se puso inquieto sin motivo, pero penetró en la estancia. Allí estaban ellos. Los ojos se anegaron con las lágrimas, viendo como una vez más la había engañado. Había costado mucho reconstruir la fe, salir de aquel pozo en que una vez había sido tirada. Ahora su sueño, cayó de entre sus manos como si fuese un búcaro de porcelana fina. Mil añicos quedaron esparcidos por el suelo, ya jamás podría ser reconstruido.

Dio la vuelta, y las esquirlas de la porcelana se fueron clavando en sus pies. Sangraban, como su alma. Camino del bosque, se adentro en la noche.

Nadie sabe si al final atisbaría una luz.

Sakkarah



8 comentarios:

  1. La vida está llena de sueños, pasiones rotas. Caminamos, nos perdemos en la inmensidad del bosque.
    El corazón resiste, se escriben los versos más tristes. Todo es como agua que corre. La opacidad de la noche, atisbo, preludio de auroras y luces...

    Um beijo doce, estrela!

    ResponderEliminar
  2. Cierto, Shobogenzo, la vida está llena de todo, y todo pasa...

    Muchos besos, estrella guapa.

    ResponderEliminar
  3. Con que claridad tu cuento muestra la desilusión cuando la otra persona no es como creíamos, porque una cosa es que no todos pueden ser como esperamos pero otra muy diferente es eso que ni siquiera me atrevo a nombrar.
    Un beso
    Inés

    ResponderEliminar
  4. Alguien descubre el amor, la fantasía
    Alguien penetra la distancia infiníta
    Porque el tiempo no se detiene
    Porque las ansias no se estrangulan
    Son el destino y la inquietud que en un salto tibio quieren asomarse a la vida
    Es que acaso la larga espera continúa…
    Sigue envenenando la rosa que languidece entre las sábanas frías
    El amor solo es una paloma que emigra y pone su barco a la deriva

    ResponderEliminar
  5. Un beso Auroraines, y gracias por pasar.

    ResponderEliminar
  6. Precioso, Juan Antonio, es un regalo leerte.

    Muchos besos.

    ResponderEliminar
  7. Ha sido muy intensa y triste.
    No quiero ni pensar como sobreviviría a una situación así con todo lo que amo y me hacen sentir.
    Quiero atisbar preludio de auroras y luces como sabiamente dijo Shobogenzo. Yo siempre sostengo que acaba por salir el sol, pero hay que ser muy fuerte para resistir las sombras.
    Te mando mil besucos

    ResponderEliminar
  8. Sí es triste el cuento, Odiolanieve, pero se termina saliendo de todo...Se ve la luz, claro que sí.

    Millones de besucos para ti, guapa.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...