viernes, 27 de marzo de 2009

Regresa (Gracias Fabio Antonio)

Autor imagen: Rafal Olbinski


Tú fuiste la estrella de la vida mía,
¡Benditas las horas que pase contigo!
Te sigo queriendo, te sigo esperando,
A pesar del tiempo que nevó en los años.

Recuerdo en silencio tus tiernas palabras,
Y por las mañanas tú beso temprano,
Y añoro en las tardes la tierna delicia,
Tu detalle eterno de besar mis manos.

Tú fuiste en mis noches mi rayo de luna,
Reflejo en la bruma de mi desamparo,
Perdón, mi tristeza te lo va implorando,
Las lágrimas mías, te lo están rogando.

¡Benditas las horas que pase contigo!
Te sigo queriendo, te sigo adorando,
¡Si nunca regresas a la vida mía!……
¡Que Dios te bendiga por haber pasado!

Fabio Antonio Pabon Márquez “Curandero Tango”

7 comentarios:

  1. Precioso poema como todos los que he leido tuyos.
    Dentro de la pena por la pérdida termina con un mensaje positivo, el de quedarse con lo bueno de esa relación.
    Un beso a los dos.

    ResponderEliminar
  2. dios!!cuanto sentimeinto,roto,profundo,de agradecimiento,una mezcla perfetca de sentimientos contradictorios,que al fin y al cabo significa la vida.

    preciosa poema.

    besitos.

    ResponderEliminar
  3. Odiolanieve y Hojas del alma, muchos besos a las dos.

    ResponderEliminar
  4. Cuando se leen poemas así de bonitos, es fácil imaginar aquel momento pasado en que el presente era presente y todavía el escritor no tenía necesidad de plasmar esas letras. Entonces imagino la música y aunque la imagen que puso Sak es de la ópera de la Traviata, no le iría nada mal esta preciosa aria de "E lucevan le stelle" de Puccini.

    Sonaría así:

    http://www.goear.com/listen/1b64205/E-lucevan-le-stelle-Plácido-Domingo

    Y este es el libreto:

    "Y brillaban las estrellas,
    y olía la tierra,
    chirriaba la puerta del huerto,
    y unos pasos rozaban la arena...
    Entraba ella, fragante,
    caía entre mis brazos...

    Oh, dulces besos! ¡Oh, lánguidas caricias, mientras yo, tembloroso,
    sus bellas formas desataba de sus velos!
    Se desvaneció para siempre mi sueño de amor...
    La hora ha pasado...
    ¡Y muero desesperado!
    ¡Y muero desesperado!
    ¡Y jamás he amado tanto la vida!
    ¡Tanto la vida!"

    Chulo, eh? Para que luego digan que la ópera es aburrida... Disfrutadlo!

    Besos a todos.

    ResponderEliminar
  5. Gracias por esta joyita que nos has dejado, Shobogenzo.

    Mil besos.

    ResponderEliminar
  6. Precioso poema ,preciosa opera,preciado todo el que pasa por aqui,es un verdadero placer

    MUaks

    ResponderEliminar
  7. Le alegrará a Fabio.

    Muchos besos.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...