martes, 7 de abril de 2009

Las puertas. (Gracias, Catar)


Al fondo de mí mismo hay cuatro puertas.

Desciendo por el pozo hacia los hondos

canales que me surcan. Pecho adentro

cruzo la oscuridad a ciegas. Voy

palpando las paredes. Ahora el aire

es más puro. Vislumbro el resplandor:



la puerta del jardín de los deseos,

la puerta del instante prodigioso,

la puerta de la infancia recobrada.



Huele a ausencia de pronto un viento frío.

Siento a mi espalda un hueco impenetrable:

por las hondas rendijas de tinieblas

mana un silencio atroz. Detengo el paso.



Mientras florezcan firmes mis deseos

y me aguarde el instante y el prodigio

y la luz en los patios de la infancia,

no cruzaré el umbral, la cuarta puerta,

no pisaré esa nada imponderable.


"Horizonte o frontera"
Eduardo Garcia.



1 comentario:

  1. Elijo el horizonte
    y el resplandor que trae promesas de jardines florecidos,
    instantes prodigiosos
    y la luz en los patios de la infancia.
    Besos

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...