sábado, 31 de octubre de 2009

Para el que no conoce...



Para el que no conoce, todo se le hace equívoco y misterio; pero el conocimiento debe ser luz, aunque algunos, aun conociendo, se adentran siempre entre la gran tiniebla.


Todo es tan fácil como dejar la esencia del perfume a nuestro paso; pero de nada valen las facilidades para el que no se lava.

No es la noche la otra cara del día, es la grisácea espesura que no deja ver los rostros. Unos usan como manto el sol, y dan llama a las estrellas; otros llevan la piel cetrina y los ojos entornados. Van tapando su fealdad con el borde de una capa descolorida.

Alumbra tu futuro, hazte paso entre los grises, rasga la espesura algodonosamente opaca, y mira el agua con los ojos de mar. Ponte hombro con hombro con el horizonte para acariciar cada estrella, o beberte la luna en sus espejos.

Sakkarah


Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...