martes, 15 de diciembre de 2009

La esperanza...


La esperanza también se presenta en tonos rosas y lilas. Los árboles son igual que la vida, a veces retorcidos, pero siempre hay un lugar para el descanso. No hay parque sin banco, ni nieve que no tenga unas huellas por las calles. Todo tiene vida, el paso del hombre lo ocupa casi en su totalidad.

Hoy son mis huellas las que van rompiendo los hielos y los fríos. Arrastro el corazón, pero me dirijo al descanso. Busco mi raíz, como las que asoman en este parque en el que me sitúo. Un cálido fondo cobijará mi pensamiento, y al despertar del sueño, ya no existirá la nieve, ni los hielos, porque habré encontrado la luz.

Sakkarah




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...