miércoles, 9 de junio de 2010

Todo muere


Todo muere, todo es efímero, y a todo se le encuentra una disculpa. Hay personas a las que les vienen bien dadas las cosas, y es como una cadena, que al terminar, no da tiempo a nada, porque uno ya está enganchado al siguiente eslabón. Sin embargo otros, al apearse de cualquier tipo de sentimiento, quedan en el banco de las largas esperas. Son esperanzados que se aferran a algo muerto hasta que cae la venda, y se dan cuenta de que tienen que seguir caminando para encontrar una nueva ilusión.

Sakkarah




Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...