sábado, 12 de marzo de 2011

Palabras


Gasto palabras, algún día acabaré con todas, lo prefiero. No quisiera que terminaran muertas, secas, y apiladas en rimeros como basura, al igual que las hojas de otoño. Pero no siempre pueden decirlo todo, muchas veces tengo que dejar cerradas a unas cuantas. Esas, protestan por no poder ver la luz, ni sentir la textura de un papel. Ellas se arrinconan en un pequeño hueco, pero hacen arder mi corazón, le prenden fuego hasta hacer que yo me consuma.

Tengo la esperanza que se quemen en el mismo fuego que ellas encendieron, que se queden convertidas en ceniza, para que el recuerdo se fugue al no tener salida a la luz. En otras ocasiones quisiera que salieran al igual que las otras, para no guardarme nada, para terminar de sentir de una vez; pero si cabe la posibilidad de dañar con ellas, prefiero liarlas con la cinta del respeto, y que se amotinen en su rincón, intentando dejarme sin entrañas.

Sakkarah

18 comentarios:

  1. Puede llegar a ser una sensación muy penosa, Sak. De todas formas, me solidarizo contigo.

    Un beso, Sak

    ResponderEliminar
  2. Razón llevas pues,en muchas ocasiones y por muchos se dicen se sueltan se echan a volar esas palabras que no las debías de pronunciar,pero son palabras que dichas y liberadas quedan y ya no las puedes borrar.

    Un abrazo

    ResponderEliminar
  3. Tengo que darte la razón, Sakk, cuando se escribe, pensamos que se gastan las palabras, pero hay tantas y ¿ porque no recurrir a las mismas si se sienten ?.

    Es cierto, se deja mucho por decir, no es lo mismo plasmarlo en un libro, o en tu cuadernos de notas. Algunas veces cuando se hace, puede llegar el arrepentimiento, en el momento suceden muchas cosas, pero después puede que se vean de otra...

    El respeto de esas palabras, son precisamente a quién hace a las personas, no todo el mundo es igual.
    Puede que en el momento te dejen sin entrañas, pero Sakk, es el momento y precisamente que bonito es sentirse persona, ¿ no te parece ?.

    Precioso y bella cinta la que sostiene tu mano, el que tiene esa caja llena de sorpresas, que nunca sea la de Pandora, se que no.

    Un fuerte beso.

    ResponderEliminar
  4. Muchas veces nos guardamos palabras por no lastimar al otro o buscamos la manera más adecuada o el momento para decirlo.
    Sean las que sean las tuyas, las que nos das a conocer, son muy elocuentes y demostrativas de tu ser.
    Tenés el don de la palabra Sak.
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Entre otras cosas, la palabra es el arma mas destructiva del mundo, con unas pocas se puede matar un alma y destrozar un corazón. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Sak, las palabras siempre para embellecer, para mejorar, para elevarse; sino, mejor dejarlas aparcadas, así ni harán ni nos haremos daño con ellas.

    Besos y palabras

    ResponderEliminar
  7. Valaf, guardarlas, puede hacer que te quemen por dentro, pero a veces, soltarlas ta como quieren salir pueden quemar a alguien. Entre las dos cosas, prefiero que me quemen a mí...

    Un beso.

    ResponderEliminar
  8. Es cierto, Ashia, el respeto habla de las personas.

    Un fuerte beso.

    ResponderEliminar
  9. Y tú, Aurorainés, tienes el don de tener una mirada que todo lo hace hermoso. Un beso.

    ResponderEliminar
  10. Sí, Sheol, puede ser muy destructiva...

    Un beso.

    ResponderEliminar
  11. Así es Trini, como tú dices. Muchos besos y palabras bonitas.

    ResponderEliminar
  12. La prudencia es muy necesaria en estos casos, más vale callar a soltar por la boquita cosas de las que luego te puedas arrepentir y el daño ha sido muy grande para saber repararlo. Al final el receptor se le quedarán grabadas y aunque perdone siempre quedarán almacenadas en su memoria.

    Me alegro que tu si seas prudente, Sak


    Besos

    ResponderEliminar
  13. Hola Sakkarah, esta tarde vine a comentarte tu post y me encontré que me habías inspirado tantas cosas sobre la palabra que me lleve lo que te había escrito y lo encontrarás en mi blog, donde hago referencia a tu blog, causa de mi inspiración para hablar de la palabra.
    Gracias
    Te dejo un beso de ternura
    Sor.Cecilia

    ResponderEliminar
  14. Sí, muchas veces dejamos palabras guardadas, aunque luchen en nuestro interior por ver la luz, pero el miedo a dañar con ellas, o a que nos hagan ver una cruda realidad que nos negamos a nosotros mismos, nos impulsan a esconderlas, a negarlas, si es que esto es posible.
    Un beso

    ResponderEliminar
  15. Sí, Gara, cre qeu la prudencia es importante.

    Intento serlo, pero eso no quiere decir que a veces no falle...

    Un beso.

    ResponderEliminar
  16. Muchas gracias por pasar, Sor Cecilia, me ha hecho mucha ilusión verte.

    Gracias por el detalle de nombrarme en tu blog y por tus palabras.

    Un beso de ternura también para ti.

    ResponderEliminar
  17. Sí, Jucar, suele pasar eso...

    Un beso.

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...