viernes, 19 de septiembre de 2014


9 comentarios:

  1. La gente suele ser ingrata, pero creo que la culpa es nuestra por acostumbrarlos.
    Como decimos por acá: “la culpa no es del chancho sino de quien le da de comer”
    Cariños…

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajajaja, creo que sí...

      Muchos cariños y besos, guapa

      Eliminar
  2. Me has hecho sonreír al leer tu entrada.
    Estoy de acuerdo contigo: SI ME PAGAS EL CAFÉ TODOS LOS DÍAS, EL DÍA QUE DEJES DE HACERLO, ME PARECERÁ MAL.
    En ocasiones tenemos a la gente muy mal acostumbrada, yo creo que la virtud está en dar y recibir, me conformo con una sonrisa de agradecimiento.
    Abrazos.
    Kasioles

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me alegra haberte hecho sonreír :) Tienes razón...

      Muchos besos, bonita

      Eliminar
  3. Cuando sea así... les cantas las cuarenta y las veinte en bastos. Les dices: Me acabo de dar cuenta que no mereces mis atenciones.
    Besos.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Jajaja, me has hecho gracia. Lo tendré en cuenta :)

      Muchos besos

      Eliminar
  4. Es un razonamiento muy demoledor ya que un día si y otro también sufre uno en sus carnes como le ha sido maltratada la amistad.

    Saludos

    ResponderEliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...